sábado, 7 de diciembre de 2019

SÁBADO - VOCABULARIO ACTUAL ("Catch you later")


- "Catch you later" ... ("Te veo luego")
Pronunciación: /kæʧ juː ˈleɪtə/
El inglés está lleno de expresiones con las que decir “adiós”, siendo “good bye” la más aburrida de todas y “bye” una ligera mejoría respecto a la anterior. Tampoco es que haga falta copiar del japonés y soltar lo de “sayonara baby” que popularizó Terminator pero que es tan correcto en inglés como poner piña a una pizza cuatro quesos.
See you later” suena mucho más natural para un nativo, y ya en otra dimensión tendríamos “catch you later”, que no significa que estemos en medio de una persecución y que te vaya a atrapar más tarde, aunque sea lo que digan los policía en las películas cuando se les escapa el malo por patas.
Catch you later” como fórmula de despedida se usa para despedirse de alguien cuando esperamos verlo muy pronto, lo que suele ser más tarde ese mismo día o esa misma mañana. Es la fórmula de despedida que usarían por ejemplo dos compañeros de oficina que hayan coincidido en la máquina de café y que hayan decidido dejar de hablar y volver a su trabajo hasta la siguiente pausa de café o del tabaco. Es también una fórmula para excusarse y marcharse de una conversación entre varias persona cuando esta sigue en marcha y tenemos que irnos a ocuparnos de otras cosas más urgente (o menos aburridas).
La sutil diferencia entre “see you later” y “catch you later” es que la primera implica necesariamente que el siguiente encuentro será cara a cara, mientras que “catch you later” se usa aunque el contacto vaya a ser por teléfono, videoconferencia, etc. Es por ello que el “catch you later” sea una despedida habitual entre youtubers que publican videos a diario o incluso varios por día.
Ejemplo de uso: “I have to go now—catch you later.” (“Tengo que irme, te veo luego.”)


viernes, 6 de diciembre de 2019

VIERNES - BUSINESS ENGLISH ("Retainage")


- "Retainage" ... ("Retención (del pago de un proyecto hasta su finalización)")
Pronunciación: /ri-ˈtā-nij/
No hay peor experiencia en esta vida que la de una colonoscopia y la de estar de obras en casa, lo que se expresa de varios modos, bien con “to have some building work done”, con “to have got the builders in”, o la más usada para hablar de las reformas del hogar: “renovation” o “reno”, que es la forma corta que se usa coloquialmente.
Para hacer esas reformar uno llama a un contratista (“contractor”) que escuchará atentamente lo que queremos, se echará unas risas cuando le digamos cual es nuestro presupuesto (“budget”) y que en menos que canta un gallo nos dará un presupuesto aproximado (“estimate”) que hará que se nos caigan los huevos o los ovarios al suelo. Para colmo de males (“to add insult to injury”) seguro que encontrarán problemas (“issues”) que se comerán parte de nuestro presupuesto y hará parecer que nunca vamos a volver a vivir sin obreros en casa.
Para incentivar al constructor a que se dé prisa por acabar la obra en el mundo de la construcción se inventaron el concepto de “retainage” que consiste en no pagarle al constructor el 100% de lo acordado antes de que acabe su trabajo. El “retainage” es un porcentaje del total que no se pagará hasta que entregue la obra completamente finalizada y hayamos revisado que se ha hecho de acuerdo con nuestras especificaciones.
Para no bloquear al constructor, que tiene que pagar materiales y sueldo de los empleados, el “retainage” se suele calcular sobre los beneficios netos que sacaría el constructor.
Ejemplo de uso: “Retainage is a huge financial challenge, especially for subcontractors.” (“La retención es un gran desafío financiero especialmente para los subcontratistas.”)